IT/Tech/DigitalLeadership5 Claves de Éxito para ser un Líder Digital

El cambio del trabajo en la oficina al trabajo en remoto (la “nueva normalidad”) ha venido para quedarse. Y con él, los gestores de personas y también los líderes, tendrán que aprender las nuevas habilidades necesarias para afrontar los retos de un lugar de trabajo virtual. Aquí tienes 5 aspectos clave para convertirte en un mejor líder digital: Comunicación, compromiso y colaboración Inteligencia emocional y empatía Planificación y orientación a objetivos Feedback, gestión de desempeño y...
Isabella Rodrigues-Mendes3 meses ago41121 min

El cambio del trabajo en la oficina al trabajo en remoto (la “nueva normalidad”) ha venido para quedarse. Y con él, los gestores de personas y también los líderes, tendrán que aprender las nuevas habilidades necesarias para afrontar los retos de un lugar de trabajo virtual.

Aquí tienes 5 aspectos clave para convertirte en un mejor líder digital:

  1. Comunicación, compromiso y colaboración
  2. Inteligencia emocional y empatía
  3. Planificación y orientación a objetivos
  4. Feedback, gestión de desempeño y liderazgo basado en la confianza mutua.
  5. Herramientas y soluciones tecnológicas aplicadas al trabajo

 

1. Comunicación, compromiso y colaboración

Los líderes digitales y los miembros de la C-suite deben hacer un esfuerzo extra en su capacidad de liderazgo y reforzar enormemente la comunicación. Ésta debe ser, si cabe, más frecuente y transparente que nunca, orientada a conservar el compromiso de todos los empleados, servir de ejemplo para ellos e incluir un alto componente motivacional en estos tiempos tan duros e inciertos. Es aún más imperativo cuando se trata de trabajadores que están en remoto, posiblemente encerrados en sus casas. Igual de importante, es la capacidad de identificar las causas de la ruptura de comunicación y la falta de compromiso, ser flexibles y sobre todo, naturalidad en la comunicación.

El compromiso es aún más esencial en un entorno de trabajo remoto. Aunque, la imposibilidad de estar en un espacio físico donde se pueden compartir ideas de forma libre y espontánea; las interacciones y la dependencia mutua no han desaparecido, por lo que los líderes tienen que utilizar técnicas diferentes para asegurar que esas ideas siguen fluyendo dentro y fuera del equipo.

Anima a los empleados a participar en eventos virtuales, a ser activos durante y después las reuniones en línea, comparte decisiones y pide opinión. Mantén una actitud positiva hacia ellos, sé transparente, flexible y natural. Al fin y al cabo, todos estamos viviendo una situación parecida. El objetivo, construir y mantener relaciones sólidas y de confianza con tus tus empleados.

Además, la escucha activa en este entorno también es fundamental como líder digital. Las conversaciones con tu equipo no pueden ser un monólogo unilateral hablando a la pantalla; lanzar órdenes a través de una videollamada no gana ninguna afinidad o lealtad, ni de forma online ni por supuesto, de forma presencial. Es más, el trabajo en remoto dificulta esa capacidad de influencia, y hace que la colaboración sea cada vez mas importante.

Por tanto, los líderes necesitarán adaptar sus habilidades interpersonales, apostar más por la colaboración y la flexibilidad, que por la influencia y el imperativo. Servir de ejemplo para su equipo más.

Es esencial que se definan los procesos formales del equipo y compensar los aspectos informales que faltan en un entorno digital. Es necesario entablar un diálogo abierto y sincero con tus empleados sobre las estrategias en las que se debe hacer hincapié y en las que se pueden mejorar.

 

leadership

 

2. Inteligencia emocional y empatía

En 2021, poseer las cualidades como la empatía y la inteligencia emocional, serán factores determinantes para que un líder de verdad conecte con sus empleados y los dirija hacia el éxito.

Es mucho más difícil para los trabajadores expresar cómo se sienten y para los empleadores a identificarlo si éstos carecen de estas habilidades, sobre todo porque la mayoría de comunicación es por correo electrónico o teléfono. Los líderes digitales deben hacer, nuevamente, un esfuerzo extra por observar el comportamiento, la expresión y el compromiso de los empleados. Y si no es posible, tratarlo abiertamente con ellos, apostar por un diálogo abierto y estar dispuesto a escuchar cosas que probablemente no gusten pero que hay que afrontar. Eso sí, siempre con objetividad y proporcionando una solución. ¡Eres el capitán de este barco!

La inteligencia emocional y la empatía requiere de una capacidad para analizar información, señales y comportamientos, en situaciones formales y/o informales, de comunicar con claridad y transparencia, y además, de aportar soluciones o la guía para encontrarlas.

Los equipos que trabajan en remoto parecen valorar mejor a los líderes digitales que son capaces ponerlos de darles una solución o las herramientas para encontrarla por sí mismos que los que simplemente lanzan un discurso motivacional y generalista. Incluso, a los líderes que demuestran que su “puerta virtual” está abierta al diálogo.

A pesar de lo que pueda parecer, la empatía es algo indispensable en la dirección, pero entiéndase una empatía combinada con la objetividad. Es esencial ser empático para una comunicación efectiva y conseguir el compromiso de los empleados. Pero también es importante considerar los objetivos empresariales, y encontrar el equilibrio entre unos y otros.

Además, la empatía y la inteligencia emocional debe estar reflejada en una comunicación cercana y directa. De hecho, cualquier asunto personal de los empleados que no surja en las reuniones de equipo debe hablarse a solas. De hecho, según Ravi Gajendran, un profesor asociado de liderazgo y gestión global en la Facultad de Empresariales de la Universidad Internacional de Florida en Miami, “los líderes digitales deben fomentar la inclusión de los miembros en los equipos remotos a través de un liderazgo personalizado, llegando a cada miembro, lo que puede llevar incluso a una mayor innovación”. Las conexiones personales son fundamentales para que los miembros se sientan parte del equipo.

Los líderes digitales que saben cómo fomentar las conexiones y las relaciones tendrán más facilidad para mantener sus empleados contentos y sus clientes retenidos. Cuando los líderes introducen la empatía y la inteligencia emocional, son líderes de éxito. La empatía del líder empodera a los empleados ser creativos en la resolución de problemas y trabajar juntos para desarrollar soluciones. Y, como resultado, tu equipo será más fuerte y estará más conectado.

 

3. Planificación y orientación a objetivos

Los equipos que trabajan en remoto parecen responder bien a los líderes que tienen un plan claro, y lo comparten con su equipo. La importancia de construir una cultura de trabajo en remoto planificada es vital para el éxito, lo que en ningún caso es contrario a la flexibilidad. Los líderes digitales deben saber identificar los fundamentos que impulsan la misión de su organización, establecer una correspondencia entre sus valores y sus acciones, y definir las prácticas necesarias para crear un entorno de éxito para todos sus empleados y la empresa.

Los líderes que trabajan en remoto deben tener siempre presente los objetivos, tener la capacidad de desarrollarlos e inspirar a su equipo. Deber ser capaz de comunicar un propósito claro para dirigirlos y guiarlos hacia el mismo.

En un contacto tan convulso como el actual, es probable que los objetivos más operativos cambien, por lo que se deberán reajustar las estrategias, replantear algunos objetivos e identificar las métricas clave para medir el éxito de aquéllas. Estos cambios deberán definirse de forma clara y comunicarse a los empleados. Asimismo, es necesaria que los empleados comprendan cómo su trabajo repercute en los resultados y en el propósito mismo de la compañía. Estudios demuestran que los empleados que sienten que su trabajo contribuye directamente a un propósito superior, están más comprometidos con su trabajo.

 

4. Feedback, gestión de desempeño y liderazgo basado en la confianza mutua

Si tus empleados no reciben nunca feedback, pueden hacer dos suposiciones: que lo están haciendo bien o que están fracasando estrepitosamente. Este desconocimiento puede crear mucho estrés innecesario, que puede verse exasperado por el hecho de trabajar en remoto. Los líderes remotos deben trabajar en el feedback, tanto elogiando los logros como abordando las áreas de mejora. Comunicación, al fin y al cabo. Si los empleados se esfuerzan al máximo, es vital que los empleadores reconozcan el trabajo duro y los logros profesionales para mantener un equipo comprometido y motivado, en el que sean conscientes de la importancia de su papel en el éxito de la empresa. El feedback contínuo es aún más esencial ahora para asegurar el compromiso de los trabajadores y potenciar su rendimiento.

Por otra parte, el trabajo en remoto dificulta la visibilidad sobre lo que hacen los trabajadores en su día a día. Por lo que un liderazgo paternalista ya no es efectivo. Es por eso que el liderazgo debe basarse en la confianza mutua, en establecer objetivos claros y bien definidos, definir expectativas, y medir por resultados más que por presencialismo. Por eso, algunas empresas están cambiando la frecuencia con la que hacen las revisiones de objetivos. La gestión del rendimiento virtual debe basarse en la confianza de su equipo para completar el trabajo y alinear las métricas que están específicamente vinculadas a la producción. Es vital establecer y comunicar expectativas claras que se puedan medir en cualquier entorno. También se trata de incentivar las contribuciones constructivas y de celebrar los logros. Los líderes digitales deben tomar medidas planificadas para construir y mantener la confianza, para compensar cualquier brecha de conexión que pueda surgir debido al trabajo en remoto.

 digital leadership

 

5. Herramientas y soluciones tecnológicas aplicadas

Con el rápido avance de la tecnología, los líderes remotos deben sacar el máximo partido a lo que está disponible, así como aprender más sobre las herramientas y soluciones disponibles en el mercado y cómo aplicarlas mejor en cada situación. Los miembros de la C-suite deben unirse para impulsar sus esfuerzos por un uso de la tecnología de forma más eficiente y productiva para la consecución de los objetivos. Es importante que los líderes digitales actualicen los procesos tradicionales, y aprovechar la tecnología y los datos para mejorar la toma de decisiones e impulsar la inteligencia organizativa.

La ciberseguridad, también está muy presente en la nueva normalidad del trabajo en remoto y se ha convertido en una de las principales prioridades de los líderes empresariales para mitigar los ciberataques y crear una ciberresiliencia. Por lo tanto, los líderes digitales tendrán que actualizar y perfeccionar sus conocimientos y habilidades en materia de ciberseguridad.

Además, en lo que respecta a la tecnología de la comunicación, los líderes remotos no solo necesitan dominar sus propias habilidades para comunicarse eficazmente con su equipo, sino que también deben establecer las herramientas, los canales, las aplicaciones y las mejores prácticas para que los miembros de su equipo se comuniquen de forma eficaz.

 

Aquí es un cuadro con las algunas de las mejores herramientas digitales para gestionar equipos que trabajan en remoto:

Table of top technology

 

 

 

 

Isabella Rodrigues-Mendes

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Política Comentarios | Nota Privacidad

Related Posts

{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}
{{ author }}
{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}
{{ author }}
{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}
{{ author }}